domingo, 4 de septiembre de 2016

Fillipp Matei, el hombre en llamas






La vida de Fillipp gira en torno a su trabajo en la construcción, el odio que siente por su hija, Ronny, y el whisky. No hay nada más, ni deseo de superación ni capacidad de comprender el infierno que vive su hija. Aun así, algunas noches, este obrero de origen lituano se permite echar mano del recuerdo de su fallecida esposa y susurra convencido la misma promesa de siempre: «Cuidaré de ella, cariño, cuidaré de ella como lo habrías hecho tú». Después abre otra botella y se pregunta qué estará haciendo la pequeña zorra.


No hay comentarios:

Publicar un comentario